0
es
US
WSMUS
38442632
Su cesta esta vacía
Menú
Alimentos en la nevera

¿Qué alimentos y complementos alimenticios guardar en la nevera?

Acabemos con las ideas preconcebidas y hagamos la lista de los alimentos y de los complementos alimenticios que deben o no guardarse en la nevera.

Alimentos: cuáles conservar en la nevera, ¿cuáles poner en sus armarios?

Alimentos que hay que guardar en la nevera

¿Es necesario especificarlo? Algunos alimentos deben conservarse en la nevera obligatoriamente (la temperatura de una nevera es generalmente de 0 a 6° C). Y esto tiene una duración máxima que depende de cada tipo de alimento y de su estado (crudo o cocido):

  • la carne;
  • el pescado fresco;
  • la leche cruda.

Además, todos los productos alimenticios no conservados deben conservarse en un lugar fresco después de abrirlos: leche pasteurizada, lata de conservas abierta, zumos de frutas, sopas, verduras preparadas.

Respecto a los huevos, que ciertamente no se conservan en un lugar fresco en los supermercados, la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA) decidió la cuestión en un dictamen científico de julio 2014: “Conservar los alimentos en la nevera es la única manera de reducir el mayor riesgo de infección debido a una conservación prolongada. No obstante, si las fechas de caducidad y de consumo preferente se prolongan durante más de tres semanas, el riesgo aumenta, aunque los huevos hayan sido refrigerados en los establecimientos de venta.” (1)

Finalmente, en lo que respecta al queso y la mantequilla, eso depende de los gustos, las ganas, las costumbres, pero también la temperatura exterior: para una conservación óptima, en particular en verano, hay que dar preferencia a la nevera. En invierno, la mantequilla y el queso pueden conservarse perfectamente a temperatura ambiente en un recipiente específico (mantequera, caja de queso).

Alimentos que no hay que meter en la nevera

Algunos alimentos, por el contrario, perderán su sabor, su textura o sus cualidades nutricionales si los pone en la nevera:

  • patata;
  • tomate;
  • ajo;
  • aguacate;
  • chocolate;
  • melón y sandía;
  • pepino;
  • albahaca;
  • pan.

Por último, ciertos alimentos y condimentos, que tradicionalmente se conservan en la nevera, pueden perfectamente encontrar su lugar en un armario:

  • Mermeladas, incluso abiertas.
  • Pepinillos.
  • Mostaza (está más fuerte en la nevera, más suave a temperatura ambiente; en cuanto a la costra que forma, no supone ningún peligro).
  • Café molido.

Complementos alimenticios: ¿cuáles meter en la nevera y cuáles no?

¡La mayoría de los complementos alimenticios son productos secos!

En general, los complementos alimenticios no necesitan ser conservados en la nevera. Han sido efectivamente fabricados a partir de extractos secos y/o de aceites, lo que permite una fácil conservación.

La única recomendación es conservarlos preferentemente en un lugar fresco, seco y protegido de la luz para evitar que se deteriore su calidad.

No obstante, algunos complementos alimenticios, por su naturaleza (organismos vivos en particular), se conservan mejor y durante más tiempo si se guardan en la nevera.

En cuanto a las fórmulas probióticas: mantener preferentemente en un lugar fresco

Los probióticos, como la levadura de panadería que compra en sobrecitos, son microorganismos vivos “desactivados” por un proceso de deshidratación. Ahora bien, en esta forma, probióticos y levaduras pueden ser sometidos a un fuerte estrés oxidativo (2).

Para limitar este riesgo de estrés oxidativo, los probióticos pueden envasarse en un blíster hermético que les protege del oxígeno. Algunos compuestos, como el sorbitol o la inulina también pueden añadirse a la fórmula probiótica para favorecer su conservación (3).

Finalmente, le recomendamos una conservación en un lugar fresco, antes de su expedición (como lo hace Supersmart para los probióticos que lo necesitan) pero también tras ésta, en su casa.

Entre nuestras referencias, esta conservación en un lugar fresco se recomienda especialmente para los probióticos siguientes:

  • Probio Forte (DR Caps™ de liberación prolongada, humedad mínima, inulina, blíster hermético, liofilización, conservación en un lugar refrigerado antes de su envío).
  • Candalb (DR Caps™ de liberación prolongada, humedad mínima, inulina, blíster hermético, liofilización, conservación en un lugar refrigerado antes de su envío).
  • Oral Health (stick individual, sorbitol, liofilización, envase hermético, conservación en un lugar refrigerado antes de su envío).
  • Lactobacillus reuteri (DR Caps™ de liberación prolongada, humedad mínima, blíster hermético, liofilización, conservación en un lugar refrigerado antes de su envío).

Cómo conservar su gel de aloe vera correctamente

Procedente de la pulpa de la planta suculenta del mismo nombre, el gel de aloe vera es rico en ácidos grasos beneficiosos, en esteroles, en ácidos orgánicos, en fenoles, etc. que tienen muchos beneficios para el organismo y para la piel (4).

Muy propenso a la oxidación, en el caso de un preparado casero, el gel de aloe vera solo puede conservarse diez días en la nevera, un poco más si le añade vitamina E, vitamina C o algunas gotas de aceite esencial de semilla de pomelo.

En cuanto al gel de aloe vera ofrecido por SuperSmart (Organic Aloe Vera), contiene ácido cítrico, sorbato de potasio y benzoato de sodio para maximizar la duración de su conservación. Gracias a ello, puede conservarse en la nevera durante un mes después de abrirlo.

¿Les gusta el frío a los complementos de DIM?

Molécula natural que aparece durante la digestión de las verduras crucíferas, el Diindolilmetano (DIM) es un metabolito natural también propenso al estrés oxidativo. Por esta razón, el DIM debe ser conservado a una temperatura comprendida entre 2 y 8°C (5).

Por tanto, procure conservar en la nevera los complementos alimenticios que contengan DIM, como Natural Anti Aromatase Support, una fórmula optimizada contra el exceso de producción de estrógenos, gracias a una combinación sinérgica de DIM, pero también de crisina, de extracto de Agaricus, de naringina, de genisterina, etc.

Conviene tener en cuenta que es completamente normal que el DIM se vuelva rosa con el tiempo: esto no modifica sus beneficios.

Enzimas y nevera: en función de cada caso

Las enzimas son proteínas que actúan en el organismo como catalizadores de ciertas reacciones químicas.

Ahora bien, ya se trate de enzimas digestivas (que, como su nombre indica, contribuyen a la digestión de los macro y los micro alimentos) o de enzimas metabólicas (que regulan procesos orgánicos), incluso a temperaturas moderadas como 20°C, la cinética de la desnaturalización térmica de numerosas enzimas no es despreciable (de unas horas a varios días de semivida).

Por esta razón se recomienda conservar las preparaciones enzimáticas en un lugar fresco (alrededor de 3° o 4° C). Así generalmente se asegura su estabilidad durante varios meses.

Este es por ejemplo el caso de los complementos alimenticios siguientes:

  • Catalase: enzima metabólica natural cuya producción disminuye con la edad, la catalasa conserva especialmente los pigmentos del pelo, limitando así la aparición de las canas (6).
  • Pancreatin: el jugo pancreático contiene tres tipos de enzimas digestivas diferentes: la tripsina, la quimotripsina y la pancreatina, implicadas en la digestión de las proteínas y de los ácidos grasos (7).
  • NADH: el dinucleótido de nicotinamida y adenina reducido es un importante cofactor de numerosas reacciones enzimáticas en el organismo. Está especialmente implicado en la producción de la L-Dopa, precursor de la hormona de la felicidad (8).

Referencias

  1. https://www.efsa.europa.eu/fr/press/news/140731
  2. RASCÓN, M. P., HUERTA-VERA, K., PASCUAL-PINEDA, L. A., et al.Osmotic dehydration assisted impregnation of Lactobacillus rhamnosus in banana and effect of water activity on the storage stability of probiotic in the freeze-dried product. Lwt, 2018, vol. 92, p. 490-496.
  3. MIREMADI, Fatemeh et SHAH, Nagendra P. Applications of inulin and probiotics in health and nutrition.
  4. VOGLER, B. K. et ERNST, E. Aloe vera: a systematic review of its clinical effectiveness. British journal of general practice, 1999, vol. 49, no 447, p. 823-828.
  5. KAMAL, A. et QURESHI, A. Ali. Syntheses of some substituted di-indolylmethanes in aqueous medium at room temperature. Tetrahedron, 1963, vol. 19, no 4, p. 513-520.
  6. CLAIBORNE, A. L. Catalase activity. In : CRC handbook of methods for oxygen radical research. CRC press, 2018. p. 283-284.
  7. AKESON, Walter R. et STAHMANN, Mark A. A pepsin pancreatin digest index of protein quality evaluation. The Journal of nutrition, 1964, vol. 83, no 3, p. 257-261.
  8. WU, Hong, TIAN, Chunyong, SONG, Xiaokai, et al.Methods for the regeneration of nicotinamide coenzymes. Green Chemistry, 2013, vol. 15, no 7, p. 1773-1789.

Compártelo

Comentarios

Debe estar conectado a su cuenta para poder dejar un comentario

Este artículo no ha sido comentado todavía, sea el primero en dar su opinión

Pago seguro
32 Años de experiencia
Devolución de dinero
Envío rápido
Transporte gratuito a partir de $25 de compra